Salud

Farmacéuticos y pacientes de edad avanzada. ¿Cómo debe ser la comunicación?

La comunicación entre el farmacéutico y el paciente puede presentar algunas limitaciones, sobre todo si se trata de pacientes de edad avanzada que, con la edad, empiezan a atravesar una serie de etapas que condicionan sus facultades.

Farmacéuticos y pacientes de edad avanzada. ¿Cómo debe ser la comunicación?
Vie, 08/12/2017
Comparte

Mediante este artículo se destacan tres tipos de situaciones habituales en la farmacia derivadas de problemas relacionados con el envejecimiento y soluciones que puede adaptar el farmacéutico en su trato con el paciente y mejorar la atención farmacéutica.

 

Problemas físicos

Cerca de un tercio de los mayores de 65 años sufre pérdida de audición, sobre todo en países de ingresos bajos y medianos. El déficit sensorial, principalmente auditivo y visual, puede suponer un inconveniente en el contacto con clientes de edad avanzada.

 

Como farmacéutico, ¿qué puedes hacer en estos casos?

  • Busca un lugar tranquilo y silencioso en la farmacia en el que tu paciente se pueda sentar y se encuentre cómodo
  • Eleva el tono de la voz ligeramente, ya que si se hace de forma brusca se pueden molestar e incluso no comprender los mensajes que se trasmiten
  • Mantén contacto visual en todo momento con tu paciente en lugar de mirar la pantalla de tu ordenador, ya que esto le transmitirá confianza y entenderá que todo lo que le dices es importante
  • Las personas de edad avanzada con problemas auditivos intentan comprender al farmacéutico leyéndole los labios. Para ayudarle, deberías situarte al mismo nivel, por lo que si está sentada siéntate tú también y mírale siempre a la cara

 

Deterioro cognitivo

Los problemas de memoria son los más frecuentes en personas de edad avanzada y hacen más difícil la toma de medicamentos y las recomendaciones que como farmacéuticos les puedas dar.

 

¿Cómo deberías actuar?

  • Pregúntale constantemente si ha entendido la explicación, repítesela si crees que no ha quedado clara, y exprésate mediante frases cortas y nada técnicas
  • Anótale todas las tomas de medicación y consejos para que en casa solo tenga que leerlas
  • Apóyate en materiales gráficos como infografías para que la información quede más clara
  • Evita en todo momento un vocabulario simple. Aunque tus pacientes puedan tener problemas de memoria, no les gustará que les trates como si fueran niños

 

Déficit funcional

Los pacientes de edad avanzada sufren limitaciones funcionales que les impiden llevar a cabo actividades diarias de manera independiente y pueden afectar la adherencia al tratamiento. Por ejemplo, la toma de la dosis adecuada o la apertura del frasco de comprimidos.

 

¿Qué deberías hacer?

  • Muéstrate siempre cercano y dispuesto a ayudar a tu paciente para abrir el frasco de comprimidos y ofrécele soluciones para que la toma de medicamentos no sea una ardua tarea
  • Sé receptivo y mantén siempre el buen humor, abierto a resolver todas sus dudas teniendo en mente cuáles pueden ser sus limitaciones
  • Si es un paciente habitual, debes mostrarte cercano para que te tenga confianza. Puedes llamarle por su nombre, preguntarle cómo se encuentra hoy, evita mostrarte impaciente o interrumpirle constantemente, sino el paciente entenderá que no te interesan sus problemas y no compartirá sus dudas contigo, lo que dificultará la adherencia al tratamiento
  • Intenta involucrar al paciente en una conversación evitando una batería de preguntas cerradas. Por ejemplo, ¿cómo le ha dicho su médico que debe tomar la medicación?

 

Para que los pacientes se encuentren en un ambiente agradable y expresen sus dudas y todo aquello que les incomoda, la actitud del farmacéutico debe ser comprensiva y abierta. Este debe tener capacidad de empatizar con el paciente y ponerse en su piel, conocer al detalle las creencias y necesidades de cada uno para entender qué es lo que le sucede, cuáles son sus problemas de medicación, y de qué manera le puede ayudar mediante una atención farmacéutica personalizada y de calidad.

¿Qué podemos conseguir con esta actitud receptiva? Que el paciente mejore su adherencia al tratamiento, sea proactivo en la identificación de problemas de su medicación, deje de sentirse solo y pueda hablar de sus sentimientos y problemas delicados con un profesional sanitario de confianza, y que mejore su calidad de vida.

Para más información, puedes consultar el programa de información Habilidades para el desarrollo de una Atención Farmacéutica de calidad.

Contenido relacionado