Salud

Gestión de los problemas de oído desde la farmacia

El farmacéutico tiene un papel importante en la gestión de los problemas de oído de los pacientes. Descubre qué puede hacer ante las consultas de problemas más comunes.

Gestión de los problemas de oído desde la farmacia
Jue, 03/12/2020
Comparte

La oficina de farmacia puede gestionar de forma eficaz las consultas de problemas de oído de los pacientes. La supuración, el dolor de oído y el mareo son algunos de los problemas más habituales de oído.

 

 

La secreción del oído suele ser cerumen. No obstante, el farmacéutico puede preguntar al paciente y llegar a detectar problemas como una posible otitis o una rotura del tímpano. Además, puede ofrecer consejos prácticos y a tener en cuenta, como evitar el uso de bastoncillos, tomar precauciones al mojarse o usar tapones de algodón de un solo uso.

El dolor de oído es un problema común, sobre todo en niños. Suele ser causa de una infección de oído aguda o de una otitis media exudativa. El farmacéutico puede aconsejar el uso de medicamentos sin receta, aplicar compresas tibias para dar calor a la oreja o alertar sobre el uso de gotas para el oído en caso de cuerpos extraños.

En caso de mareo, es importante detectar su causa. En este caso, el farmacéutico puede recomendar que el paciente se mantenga hidratado, evitar la conducción y seguir una dieta baja en sal, cafeína y alcohol.

Contenido relacionado